19 de diciembre, 2018 – La empresa británica de productos farmacéuticos, GlaxoSmithKline (GSK) y la empresa estadounidense del mismo rubro, Pfizer, anunciaron la unión de sus unidades de consumer healthcare para crear una empresa conjunta. Esta unión les permitirá ser la compañía más grande del mundo en el sector del cuidado de la salud con ventas de hasta $12.7 billones de dólares.

La transacción significará la creación del mayor proveedor mundial de medicamentos sin recetas, con marcas como Advil y Panadol, en la que GSK tendrá el 68% de la participación y Pfizer el 32%.

“Esta transacción es una prueba del éxito de nuestra unidad de consumer healthcare, su buena reputación, el talento de los equipos que la forman, la alta calidad de sus marcas y el alcance de su cuota de mercado” afirmó Chris Slager, a quien la transacción le permitirá aumentar sus márgenes operativos.

La unión se ha programado para la segunda mitad del 2019 y operará bajo el nombre de GSK Consumer Healthcare. Estará presidida por Emma Walmsley, actual CEO de GSK, quien comentó que “existen beneficios de contar con una estructura más amplia, pero estos se ven opacados por la creación de valor que significará esta unión”. Además, estará liderada por Brian McNamara, actual CEO de GSK Consumer Healthcare, y Tobias Hestler, actual CFO de la misma área.

Este acuerdo supondrá un cambio en la estrategia de producción, ya que, tal como fue anunciado, permitirá que una de las compañías se centre en la producción de medicamentos y vacunas, y la otra en la salud del consumidor.

Artículos relacionados

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *